Maria Santana: I Love My Job

Not everyone who has a 2-1/2 to 3-hour one-way commute that starts at 3 a.m. and includes two buses and a train ride is happy to go to work every day. But not everyone is Maria Santana, an environmental services (EVS) technician who works at a leading Los Angeles County, CA, hospital. And not everyone works for Servicon.

“I am so happy to come to work every day,” says Santana, who has worked for Servicon at Ranco Los Amigos since 2007. “I am happy cleaning rooms. I like the freedom I am given to do my job, and I am proud of the work I do. I know clean rooms help patients feel better. I love taking care of the patients; they are the reason I have a job I love. And I do my job with my heart because in the future, if I am or someone in my family is in the hospital, I hope someone will take the same care cleaning the room as I do.”

For Santana, a big part of why she likes her job is her coworkers and the management: “I love my peers and my managers and the way they treat us like family. My managers are younger, in their late 20s and early 30s, but they treat us as if we are their children.. I am grateful for my managers, who are so kind to me. They care.”

According to Santana, Servicon makes a big difference as an employer, especially in the Hispanic community, and she “100% recommends” the company to others looking for work in the field. She says the company’s values and culture “make me proud to work for such a company.”

And regarding her commute? “It does not bother me,” she says. “I love working here; I love Servicon. My wish is to work here for many more years.”

Careers – Opportunities to Grow at Servicon

Working for Servicon

María Santana: “Amo mi trabajo”

No todos los que tienen un viaje de ida y vuelta de 2-1/2 a 3 horas que comienza a las 3 a. m. e incluye dos autobuses y un viaje en tren, están contentos de ir a trabajar todos los días. Pero no todos son Maria Santana, una técnica de servicios ambientales (EVS) que trabaja en un hospital líder en el condado de Los Ángeles, CA. Y no todo el mundo trabaja para Servicon.

“Estoy muy feliz de venir a trabajar todos los días”, dice Santana, quien ha trabajado para Servicon en Rancho Los Amigos desde 2007. “Estoy feliz limpiando habitaciones. Me gusta la libertad que tengo para hacer mi trabajo y estoy orgullosa del trabajo que hago. Sé que las habitaciones limpias ayudan a los pacientes a sentirse mejor. Me encanta cuidar de los pacientes; ellos son la razón por la que tengo un trabajo que amo. Y hago mi trabajo con el corazón porque en el futuro, si yo o alguien de mi familia está en el hospital, espero que alguien tenga el mismo cuidado de limpiar la habitación que yo”.

Para Santana, una gran parte de por qué le gusta su trabajo son sus compañeros y la gerencia: “Amo a mis compañeros y mis gerentes y la forma en que nos tratan como familia. Mis gerentes son más jóvenes, tienen entre 20 y 30 años, pero nos tratan como si somos sus hijos. Estoy agradecido por mis gerentes, que son tan amables conmigo. A ellos les importa.”

Según Santana, Servicon marca una gran diferencia como empleador, especialmente en la comunidad hispana, y ella “recomienda al 100%” la empresa a otras personas que buscan trabajo en el campo. Dice que los valores y la cultura de la empresa “me enorgullecen de trabajar para una empresa así”.

¿Y con respecto a su viaje? “No me molesta”, dice ella. “Me encanta trabajar aquí; Me encanta Servicon. Mi deseo es trabajar aquí muchos años más.”